Más de cien familias reclaman urgente tendido eléctrico en barrio Badaracco de Puerto Piray

A través de un Proyecto de Comunicación, el diputado provincial Jorge Páez, solicitó al Poder Ejecutivo Provincial, que mediante los organismos competentes active los mecanismos necesarios para el tendido eléctrico en el barrio Badaracco del Municipio de Puerto Piray.

El legislador señaló que su iniciativa surgió a raíz de la preocupación de vecinas y vecinos de Badaracco, quienes reclaman la construcción de la red de energía eléctrica para contar con el servicio en su zona cercana a la entrada de Puerto Piray.

«Se trata de un barrio en pleno desarrollo, en él residen más de cien familias en viviendas que están muy cerca del predio donde se está construyendo la nueva Terminal de Ómnibus, y sólo algunos vecinos pudieron hacer una bajada de luz de manera precaria, porque no hay una red a la que puedan conectarse. Esto produce situaciones irregulares y conexiones peligrosas porque la necesidad de luz es imperiosa, hay situaciones complicadas de bajas de tensión, y daños a los electrodomésticos de esas familias», explicó Páez.

A raíz de esta problemática, solicitó que la Empresa de Energía de Misiones, construya la red eléctrica para brindar este servicio y la consecuente tranquilidad para los habitantes del barrio.

«Es el Estado quien debe resolver esta falta»
Entre los fundamentos, el autor del proyecto recordó que en el barrio Badaracco, las familias viven en terrenos fiscales que pertenecen a la Municipalidad, y esto hace difícil la obtención del permiso de catastro para solicitar la conexión de electricidad.
«Sin embargo es deber del Estado resolver este problema y otorgar derechos a los misioneros y misioneras que lo requieran», sostuvo.
El barrio cuenta con un Aula de Nivel Inicial llamada «Crecemos Juntos» que depende de la Escuela 859 a la que concurren además de niños y niñas de Badaracco, otros alumnos y alumnas de barrios aledaños que se encuentran en situaciones similares en cuanto a la carencia de servicios básicos».
La comunidad vive con las malas condiciones de un servicio extremadamente precario, lo que representa un riesgo cuyos antecedentes fueron accidentes fatales. «No es posible vivir sin energía eléctrica en pleno siglo XXI, y más aún en zonas como las de Piray en la que muchísimas familias requieren el agua y la luz no sólo para las tareas cotidianas, sino también para producir los alimentos que consumen», expresó el diputado Páez.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.